La pulsera de chapas

Después de dos semanas de vacaciones (también yo me las merezco), os traigo una entrada muy divertida, aunque os obligaré a trabajar. Hace tiempo vi que se empezaban a llevar unas pulseras hechas con chapas de refrescos. Como ésta.

Lo cierto es que es muy fácil de hacer, no tiene ningún misterio, y durante este invierno las veremos en las manos de las más fashionistas. No sé dónde se venden, ni por cuanto, pero tampoco me planteo comprarlas.

Lo primero que tenéis que hacer es conseguir un buen número de chapas, por lo menos veinte. Si bebes mucha Coca-Cola no tendrás problema (o eres camarera), si por el contrario va a acabar la temporada y todavía no te has hecho con ese número, vete corriendo a una tienda de chinos. En todas no las venderán, pero si buscas un poco, venden bolsitas con un centenar de chapas. Con esas, ya tendrás para hacerte varios modelitos.

Lo ideal es elegir una tela de raso, que puedes encontrar en cualquier mercería. Es mejor esta opción que comprar la cinta entera en cualquier otro lugar, porque al final te quedarás con decenas de retales y habrás tirado mucho dinero (excepto si piensas hacer pulseras para regalar a toda la familia por Navidad).

En cuanto al cierre, hay multitud de posibilidades, si buscas por internet verás que hay personas que las cierran con un broche, con un lazo o con un botón. Si te vas a hacer varias, es mejor que utilices métodos diferentes, para que se diferencien aún más. De todos modos, prueba la que te sea más cómoda, porque yo me hice una para que terminara con un lazo y me la tienen que atar otras personas para que quede bien. La opción de la fotografía de arriba me parece muy acertada, porque une lo ornamental del lazo y la comodidad del botón.

En cuanto a colores, es totalmente libre, sólo está supeditado a las telas que encuentres. Si las vas a hacer lisas, te aconsejo que elijas los colores del invierno, como el amarillo mostaza, el azulón o el verde. Pero abre tu mente, y elige también tiras con lunares (que también son tendencia) u opta por hacerlo en varios colores o diferentes tejidos.

Por último, recuerda el post de Colour Block, y mezcla varias pulseras en un mismo look. Podrás dar un toque de color a tus outfits más aburridos, y sobre todo un brochazo muy juvenil. Atrévete a hacerlas y ser la más chic de la ciudad.

PD.: Aprovecha estos días, son los últimos coletazos de las rebajas, y aún puedes encontrar algún chollo.

Publicado en Accesorios, Bisutería, Hazlo tú misma | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , | 7 comentarios

Labios flúor de película

Últimamente, por cuestiones laborales, estoy obligada a ver muchas películas. Muchas no me gustan, pero ya que lo tengo que hacer, intento fijarme en lo mejor de ellas. Ayer me tocó ver Batman Returns, el filme del superhéroe dirigida por Tim Burton. Sí, ya lo sé, éste no es un blog de cine. A la moda vamos ahora.

Hace un tiempo os hablé muy bien por encima del tono flúor para labios. Pero mirad esta fotografía.

Aunque en la imagen parece más rojo que rosa, en realidad, el tono es frambuesa (mi preferido). Lo que quiero demostrar es que estos colores flúor, tanto si son rosas o naranjas, se llevan sin brillos, es decir, mate. Aunque algunas marcas de cosméticos nos quieran vender lo contrario, lo cierto es que los colores ya son muy llamativos como para acentuarlos aún  más.

Por otra parte, olvidaos de colores amarillos o azules que os hagan parecer un extraterrestre o un payaso. Lo más importante que tenéis que tener en cuenta es que siempre que se pintan los labios el mensaje que lanzan es: atrévete a comerme (¿es demasiado atrevido?). Cuando utilizamos lip gloss, ayudamos a nuestro look a dar un aire natural, aniñado; pero cuando usamos estos tonos flúor damos una sensación de seguridad, madurez y sensualidad. Por eso es importante que no nos confundamos con el tono y pasemos a mostrar que un anuncio de televisión puede influirnos tanto como para ir disfrazadas al trabajo.

Además, os he puesto la imagen de la Catwoman de Tim Burton porque todo el maquillaje en general ayuda a prevalecer el tono de labios ante todo. Aunque no se perciba por la máscara, si os fijáis, la antiheroína lleva los ojos pintados de negro y ahumados. Además, el maquillador le ha dado un tono más felino arrastrando la línea de los ojos. Aunque no debe ser tan exagerado, ésta es la mejor forma de pintarse los ojos cuando se utilizan colores flúor en los labios. El objetivo es centrar la atención en los labios, si nos pintáramos los ojos con un tono llamativo, se convertiría en un look demasiado cargado.

Hay una máxima en maquillaje: cuando se pintan los labios no se pintan los ojos y viceversa. No lo sigáis al pie de la raya, siempre hay que llevar máscara de pestañas y al menos un brillo de labios, pero sólo hay que destacar uno de los sitios.

PD.: Como éste es un blog de moda low cost, podéis encontrar tonos muy bonitos de la gama de Rimmel. Las barras de labios cuestan cerca de seis euros y las puedes encontrar en cualquier perfumería e incluso, en la zona de parafarmacia de Mercadona.

Publicado en Maquillaje | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Un rayo de sol

Es uno de agosto. Miles de españoles comienzan hoy las vacaciones (qué suerte) y para estar en la playita también hay que saber qué se lleva. La moda afecta a todos los ámbitos y cambia cada temporada. A pesar de eso, es cierto que la ropa interior varía muy poco, aunque esto no significa que podamos seguir utilizando los bañadores de 2005.

Para ellas:

  • Utiliza sombreros borsalinos o pamelas de rafia. Combínalo con lo que quieras, unos minishorts, un vestido lencero o un conjunto flúor. Los hay con tiras de colores o con estampados, ideales para crear un “total look”. Además, te protegerá la cara del sol, que ya no se lleva ese moreno tirando a marrón, se lleva un tono más pálido. En Primark los venden por 5 euros.
  • Las túnicas vienen muy bien para bajar del apartamento o la habitación del hotel a la playa o piscina. Son muy cómodas, apenas dan calor, y quedan muy chic. Además, suelen quedar bien en casi todos los tipos de cuerpo, aunque para lucirlo mejor es necesario tener unas buenas piernas. Partiendo de la base de que ninguna es perfecta y que por ello no nos vamos a esconder tras los pantalones vaqueros durante todo el año: ADELANTE. En un mercadillo las encontrarás muy baratas, de muchos colores, con pedrería o con cinturones, por ejemplo.
  • Se llevan los trikinis, aunque hay que tener un cuerpo semiperfecto para que luzcan. Si no sois de las de 90-60-90, elegid un bikini con escote balconette o bandeau para las que tengáis poco pecho. Si tienes mucho, elige uno que te agarre bien y que tenga dos tirantes, si te lo lo atas al cuello el peso te acabará haciendo daño. Si tienes muchas caderas elige una braguita ancha y nunca con lacitos y si eres bajita un bikini brasileño.
  • Utiliza gafas ochenteras. Cuanto más grandes y más llamativas sean mejor. De colores, con estampados, oscuras o flúor. En Lefties tienen gafas de todo tipo muy baratas, aunque no os recomiendo comprar este tipo de artículos en tiendas de ropa. Es preferible que os compréis el modelo aviador, os gastéis un poco más de dinero, pero os sirvan para más veranos y protejáis vuestra mirada.

Para ellos:

  • Las camisas de cuadros son una tendencia y son más fresquitas que las camisetas porque no ahogan tanto en la parte del cuello. Elige colores llamativos, como el rosa. Si eres muy delgado, opta por camisetas con líneas horizontales, que te ensancharán el pecho. Aprovecha las rebajas de Lefties y hazte con alguna.
  • Elige bermudas de colores lisos. En azul o rojo son ideales. Además, al igual que los bañadores, ya no se llevan por debajo de las rodillas, así que o cortas las que tienes o vete de compras.
  • Ya he dicho que los bañadores no se llevan muy largos, pero tampoco de flores o los típicos celestes que parece que pasamos las vacaciones en Hawái. Atrévete con otros colores, pero siempre flúor (¿qué te parece el verde?).
  • Me encantan cómo les quedan a los chicos las gorras (debe ser una reminiscencia de mi primer novio, que siempre la llevaba al revés, como el Príncipe de Bel Air). Pero, muy a mi pesar, las gorras sólo se llevan para los raperos y los canis en general. Si lo tuyo es destacar por tu look, elige un sombrero de rafia, siempre de un tono más oscuro que el de tu chica y la tira de tela que sea lisa o con una raya horizontal.
  • Hazte con unas pulseras de cuero, al más estilo hippie. Siempre da un toque alternativo a tu look y resulta muy atractivo para las mujeres. Las pulseras en un hombre nos dicen: “tiene personalidad para utilizarlas, y seguro que le gusta viajar, la playa y los deportes, vamos, lo ideal para un rollito de verano”. Eso sí, en cuanto acaben tus vacaciones guárdalas en el cajón para el año que viene, sino darán este otro mensaje: “este chico se ha quedado estancado en su juventud, seguro que se las regaló una antigua rollete de verano que no ha conseguido olvidar. Tiene miedo al compromiso”.
PD.: Y como no hay verano sin su canción, aquí os dejo la que para mí es la de éste. http://www.youtube.com/watch?v=9m6ogS57sc8&ob=av3n
Publicado en Accesorios, Hombre, Ropa | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 2 comentarios

Escote halter

Una buena fashionista, aunque sea low cost, tiene que tener ciertos conocimientos. Pero muchas veces, nos cuesta hacernos con esos palabros que oímos o leemos. Además de vuestra personal shopper virtual, voy a intentar enseñaros algunas de las que oiga, aunque para ello, de vez en cuando, yo también tenga que investigar.

Hoy os explicaré qué es el escote halter, puesto que no se refiere sólo a un tipo de escote, sino a muchos. Normalmente se define como aquel que deja la espalda, los brazos y los hombros al aire y se ata al cuello. Dicho de esta manera, se nos vienen a la cabeza multitud de formas muy distintas. Por eso, nunca se puede decir que el escote halter queda bien a tal persona o tal forma.

El escote halter con forma de pico es ideal para gente que quiera resaltar su pecho. No es recomendable para las que tengan un pecho muy grande, porque centras la atención solamente en él, y los pechos grandes suelen ser vistosos por ellos mismos. Si el caso es al revés, tienes poco pecho, tampoco debe ser tu elección, porque no lo lucirás demasiado y es mejor que le saques partido a otras partes de tu cuerpo. Eso sí, lo necesario para utilizar el cuello en pico es que tengas un buen escote, es decir, que no tengas granitos o manchas en la zona.

El escote halter cerrado es ideal para mujeres con mucho pecho. Lo disimula y además crea una sensación muy sexy, porque insinúa todo pero no enseña nada. Además, queda muy bien si tienes muchas curvas.

Éstos son los más utilizados, aunque hay muchos más. Por lo general, lo importante al utilizar este escote es que tengas la espalda estrecha, unos brazos bonitos y muchas ganas de ser sensual. Recuerda que fija la atención en la parte superior, es decir, pecho, brazos, cuello y cara, por eso es ideal para quien tenga las caderas anchas o un culo muy pronunciado. Pero, por otra parte, no es nada recomendable si tus brazos son anchos o si tienes espalda de nadadora.

En cuanto al peinado, normalmente este tipo de escote es lo más llamativo de un vestido, por lo que hazte un recogido para darle aún más protagonismo y que no se pierdan los detalles entre la melena.

Y lo que siempre digo, atrévete y se original, como lo fue Emma Watson con este vestido de Temperly London en la entrega de premios Bafta hace dos años.

PD.: Espero que ya nadie cometa este error, pero como lo sigo viendo por la calle lo comento. En este tipo de escotes es importante el sujetador que lleves, por dos motivos: porque tienes que tener el pecho bien firme y porque no se puede ver. Pero ni por asomo penséis en utilizar los tirantes de silicona que se colocan a los sujetadores para que “no se vean”. Se ven, y además crean un efecto horrible al apretar en los hombros.

 

 

 

Publicado en Ropa, Vocabulario | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

El ala oeste de nuestro armario

El vaquero nos inunda. Vestidos vaqueros, monos vaqueros, pantalones vaqueros, camisas vaqueras… Tanto en Primark como en Lefties, tienen una parte de la tienda dedicada especialmente a este tejido, cuyo origen proviene del siglo XIX, cuando los mineros americanos necesitaban un tejido fácilmente lavable y muy cómodo. Y lo que los hizo famosos hace más de cien años, es lo mismo que actualmente los hace tan ponibles. ¿Quién no tiene en su armario varios vaqueros o alguna cazadora?

Pero este año no es sólo una prenda cómoda, sino de lo más “in”. Los vestidos vaqueros son una de las grades tendencias de este año, y con un cinturón y unos zapatos ideales quedan genial. El short se lleva más corto que nunca, y con los bolsillos a la vista (además, para ir a los festivales veraniegos es lo más). Y las camisas se llevan como si fueran cazadoras, encima de camisetas básicas, de colores lisos. Un chaleco vaquero se lleva de la misma manera, aunque la camiseta es más ponible, y te ayudará a resguardarte del fresquito de las noches estivales.

Otra de las tendencias, es mezclar distintos tonos de vaqueros. Así, puedes combinar unos pantalones vaqueros en un tono claro con una camiseta más oscura metida por dentro o anudada a la cintura.

Pero el vaquero no se lleva sólo en la ropa. Los complementos también se visten de denim. Unas cuñas de este material van muy bien con un vestido lencero blanco. Y los bolsos, bandoleras con asas largas y con multitud de bolsillos. Si te parece un poco soso, a mí me gusta ponerle un toque “rock” con algunas chapas o unos imperdibles. De todos modos, no olvidéis que el vaquero pega con todo, así que si prefieres un toque romántico colócale un lazo o si te gusta más la tendencia hippie, busca un detalle de cuero.

Lo mejor de este estilo es que, si este año andas escasa de recursos, puedes pillarle a tu novio algunas prendas. La camisa vaquera te quedará perfecta aunque sea unas tallas mayor que la tuya, sólo tienes que remangarla un poco y lista para salir. Otro aspecto positivo es que lo puedes mezclar con lo que quieras: colores flúor, tonos ocres, estilo lencero o punk. Todo dependiendo de cómo te sientas en cada momento, la hora del día, el lugar al que vayas o, incluso, la temporada. Atrévete con el denim y no te equivocarás.

PD.: El título de esta entrada es un guiño a la gran serie “El ala oeste de la Casa Blanca”. Os animo a todos a verla. Os dejo el enlace para que empecéis hoy mismo a disfrutarla www.seriesyonkis.com/serie/el-ala-oeste-de-la-casa-blanca.

 

Publicado en Accesorios, Ropa | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Pretemporada en color

Hoy he ido a dar una vuelta por Lefties para ver qué se cocía, si las segundas rebajas ya habían comenzado (es pronto, pero el ansia me puede), o me enamoraba de alguna prenda que no me podía resistir a comprar (ya le tengo un ojo echado a un vestido, sólo me falta que baje un poco de precio). Desgraciadamente, o gracias a Dios porque ando escasa de fondos, no encontré nada que comprarme, aunque me sorprendió gratamente el adelanto de temporada que tienen.

Hace un par de entradas os adelanté algo sobre lo que se iba a llevar en invierno por si encontrabais alguna ganga. Entre las tendencias más probables (en la moda nunca se puede dar nada por seguro, siempre hay cambios de última hora) aludía a los colores. Os expliqué que no serían tan llamativos como este verano, pero el colour block seguirá siendo moda.

Y esto es precisamente lo que encontré en Lefties. Os dejo una foto para que os hagáis una idea, aunque no es muy buena, pero para que os fijéis, principalmente, en los colores.

Es una colección de entretiempo (casi de final de verano), porque los tejidos son muy finos y se basa en vestidos y faldas muy cortos. Las formas son rectas, sino fijáos en las camisetas, que prácticamente no marcan la figura femenina. Siguen las rayas, tanto horizontales como verticales, con mezcla de colores. A mí personalmente me ha gustado una camiseta en tonos cámel y rojo. Y otro detalle importante, las camisetas se empiezan a anudar por debajo de la cintura, como si se tratara de otro complemento más.

Los colores ya os los comenté, pero os lo repito. Principalmente se llevan el violeta, el verde, el rosa, el rojo y el amarillo tirando a mostaza. Sólo hace falta echarle un vistazo a la pared de esta tienda de Inditex para conocer los tonos más apropiados.

Además de la camiseta que os he comentado, me gusta un vestido verde con escote de pico y una falda rosa, que se puede ver en la foto más o menos bien. ¿Y a vosotras?

PD.: Estando allí había unos niños jugando al pilla pilla mientras su madre se recorría la tienda en busca de nuevos trapitos. Uno de ellos le dice al otro: “Los zapatos son casita”. Y mientras yo, cual princesa de cuenta, me los probaba todos, pensé: “Los zapatos también son casita para mí”. Y sino, quién de nosotras no se refugia en ellos ante cualquier problema. Porque no hay mejor terapia que las compras.

Publicado en Ropa | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

El chollo de las rebajas

Benditas rebajas. Aunque ya las he alabado suficiente, no puedo dejar de hacerlo cuando encuentro alguna prenda que no puedo dejar de mirar. En la entrada anterior os pedí que si encontrabais algún chollo, me lo comentarais para no perdérmelo. Pues bien, no voy a ser yo menos, y os voy a contar el que yo he encontrado (de momento). Aquí os lo dejo:

Las plumas son tendencia. La marca Mustang ha sacado toda una colección de verano con las plumas como principal elemento decorativo. Y nosotras no podemos ser ajenas a esta moda. Así que yo ya encontré mi complemento y por muy buen precio.

Estas sandalias son de Mulaya. Para aquellos que son de Madrid, ya saben de lo que hablo, para los que no, Mulaya es una cadena de tiendas de ropa regentadas por chinos. Debemos dejar el prejuicio de que chino es igual a malo, porque desgraciadamente la mayor parte de los productos que están a día de hoy en el mercado son de esta nacionalidad, así que ¿por qué pagar más por lo mismo? Me costaron solamente cinco euros, puesto que tienen una oferta de dos pares de sandalias por 10 euros. Yo fui con una amiga y salimos de allí calzadas.

Son bajitas, aunque tienen unos dos centímetros de cuña, que las hacen mucho más cómodas (y mejor para nuestras destrozadas espaldas). Se atan por la parte trasera de la tobillera. Y un consejo, no os las apretéis demasiado u os harán daño. En la parte delantera tienen unas lentejuelas marrones y una tira de rafia, que podemos conjuntar con un sombrero de este material que tanto se lleva. Las hay en tres colores: beige, marrón y gris. A mí me parecieron más bonitas las marrones, pero podéis optar por el color que más os combine con la ropa de verano que tengáis o por el tono que os falte en vuestro zapatero estival. Son perfectas para llevarlas con tonos nude, y en el día a día.

El único problema que suelen tener estos zapatos que se atan al tobillo es que visualmente pueden cortar la pierna y lo que interesa es que la pierna parezca lo más larga posible. Para evitar este efecto, lo mejor es elegir tonos muy parecidos al de tu color de piel. Estas sandalias, al tener la parte superior clara, no producen este “corte”.

PD.: Si vais a por ellas, echadle un vistazo a la ropa que tienen, porque hay cosas muy interesantes, como camisetas de rayas flúor, vestidos muy bonitos o camisolas.

Publicado en Accesorios | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario